Cuando tenemos una idea para nuestro logo, no podemos desaprovecharla por no seguir unos parámetros esenciales en su diseño. Por ello, nos hemos propuesto enseñaros las 5 claves para elaborar vuestro logo correctamente en 2019, algo que os puede servir de ayuda. Si seguís estas 5 claves, construiréis el logo adecuado para vuestra empresa.

1.- Simpleza

Es importante que nuestro logo sea comprensible para el cliente o usuario, así que recurriremos al minimalismo para ello. De esta forma, el logo debe contener los elementos visuales más importantes de la empresa, como el nombre, las siglas o los detalles clave de la empresa (si es una empresa vegana, una flor, por ejemplo).

En resumen, no buscamos logos con mucho contenido, sino con el justo y necesario para cumplir su finalidad.

2.- Atemporal

Como estamos buscando un logo para una empresa, la actividad de ésta será prolongada en el tiempo (esperemos), por lo que debemos construir nuestro logo teniendo en cuenta esta variable. Dicho de otro modo: no baséis el logo en tendencias porque lo que hoy es tendencia, mañana no lo será.

No os agobiéis porque, pasados los años, muchas marcas hacen rebrandings, es decir, le hacen un lavado de cara al logo.

3.- Colores correctos

Los colores expresan emociones, lo que significa que debemos de prestar atención a éstos para diseñar nuestro logo. Cada color expresa cosas distintas, así que debéis tener en cuenta al público que va a recibir el producto, como a lo que queréis expresar como marca. Como ejemplo, si vendéis bebidas energéticas, escoged colores cálidos y llamativos, como el rojo, amarillo o verde claro.

4.- Cuidado con el tipo

Dependiendo de la actividad de nuestra empresa, nos vendrá mejor uno u otro tipo de logo. Los tipos de logo más famosos son: Wordmark, Lettermark, Isotipo, Marca combinada y emblema. Si, por ejemplo, nuestra empresa es un gabinete jurídico, nos interesará un Lettermark tipográfico, ya que queremos sobriedad, elegancia y conseguir que el cliente lo lea sin problemas.

5.- Mensaje

Todo logo es una imagen corporativa, por lo que habrá de contener un mensaje intrínseco. Aseguraros de que la imagen del logo y el mensaje guardan una relación en su significado, así que evadid cualquier logo que no exprese el mensaje que queremos transmitir. Ello es necesario para que el cliente se acuerde de nosotros y nos memorice con mayor facilidad.

Artículos sugeridos: